No sea sólo un espectador

5ta. Semana de Julio de 2008

Una nación pecadora

ISAÍAS 1:1-9

 

1 Visión de Isaías hijo de Amoz, la cual vio acerca de Judá y Jerusalén en días de Uzías, Jotam, Acaz y Ezequías, reyes de Judá.
2 Oíd, cielos, y escucha tú, tierra; porque habla Jehová: Crié hijos, y los engrandecí, y ellos se rebelaron contra mí.
3 El buey conoce a su dueño, y el asno el pesebre de su señor; Israel no entiende, mi pueblo no tiene conocimiento.
4 !!Oh gente pecadora, pueblo cargado de maldad, generación de malignos, hijos depravados! Dejaron a Jehová, provocaron a ira al Santo de Israel, se volvieron atrás.
5 ¿Por qué querréis ser castigados aún? ¿Todavía os rebelaréis? Toda cabeza está enferma, y todo corazón doliente.
6 Desde la planta del pie hasta la cabeza no hay en él cosa sana, sino herida, hinchazón y podrida llaga; no están curadas, ni vendadas, ni suavizadas con aceite.
7 Vuestra tierra está destruida, vuestras ciudades puestas a fuego, vuestra tierra delante de vosotros comida por extranjeros, y asolada como asolamiento de extraños.
8 Y queda la hija de Sion como enramada en viña, y como cabaña en melonar, como ciudad asolada.
9 Si Jehová de los ejércitos no nos hubiese dejado un resto pequeño, como Sodoma fuéramos, y semejantes a Gomorra.

no seas solo un espectadorIsaías profetiza durante el tiempo en que Israel estuvo divido en dos reinos. Israel en el norte y Judá en el sur. El reino del norte tuvo diecinueve reyes ninguno de los cuales buscaba agradar a Dios; en del sur tuvo veinte reyes y solamente ocho hicieron lo correcto delante de Dios. El ambiente en que Isaías profetiza se parece mucho al nuestro en la actualidad, donde cada nación, pueblo y lengua busca hacer su propia voluntad y no la de Dios.

Cuando leemos estos primeros versos, nuestro corazón se aflige ante el pecado de Judá. Este reino está cargado de rebelión y maldad. El versículo seis sigue la descripción de la terrible situación en la que se encontraba Judá; se podría decir que médicamente está desahuciada y sin esperanza.

Esta situación es similar a la de muchos hoy. A lo mejor usted se identificó con ella al ver que su matrimonio está a punto de acabar, o que su hijo se quiere ir de la casa o un ser querido está sufriendo las consecuencias de la maldad que existe en nuestro entorno, como secuestro y amenazas. Lea nuevamente el versículo nueve que muestra que, a pesar de todo, contamos con el favor de Dios; a pesar de nuestra desobediencia su misericordia aún nos da la oportunidad de vivir, por lo que, usted y los que le rodean, pueden todavía acudir a Él en busca de su gracia y perdón.

Recomendaciones prácticas

Albert Einstein dijo lo siguiente: "la vida es muy peligrosa. No por las personas que hacen el mal, sino por las que se sientan a ver lo que pasa". Usted y yo estamos en este mundo para ser luz y sal. Debemos ser personas que denunciemos el pecado, pero que a la vez mostramos el amor y la esperanza que tanta falta hace en nuestros pueblos.

Ore por:

  • Que usted sea una persona que vive bajo la voluntad de Dios.
  • Que su iglesia sea un agente de impacto en su comunidad.
  • Que en nuestro país disminuya la violencia, el robo, el narcotráfico, la corrupción y la injusticia.

| Escríbenos | Categoría: Meditación de la Semana | Meditación nº: 5 | Ir al siguiente tema »