De la Compasión a la Acción

3ra. Semana de Julio de 2008

De la compasión a la acción

AMOS 7:1-9

Tres visiones

1 El Señor omnipotente me mostró esta visión: Empezaba a crecer la hierba después de la siega que corresponde al rey, y vi al Señor preparando enjambres de langostas.
2
Cuando las langostas acababan con la hierba de la tierra, exclamé:
—¡Señor mi Dios, te ruego que perdones a Jacob! ¿Cómo va a sobrevivir, si es tan pequeño?
3 Entonces el Señor se compadeció y dijo:
—Esto no va a suceder.
4 El Señor omnipotente me mostró entonces otra visión: Vi al Señor llamar a juicio con un fuego que devoraba el gran abismo y consumía los campos.
5
Y exclamé:
—¡Deténte, Señor mi Dios, te lo ruego! ¿Cómo sobrevivirá Jacob, si es tan pequeño?
6 Entonces el Señor se compadeció y dijo:
—Esto tampoco va a suceder.
7 El Señor me mostró otra visión: Estaba él de pie junto a un muro construido a plomo, y tenía una cuerda de plomada en la mano.
8 Y el Señor me preguntó:
—¿Qué ves, Amós?
—Una cuerda de plomada —respondí.
Entonces el Señor dijo:
—Mira, voy a tirar la plomada en medio de mi pueblo Israel; no volveré a perdonarlo.
9 Los altares paganos de Isaac serán destruidos, y arruinados los santuarios de Israel; me levantaré con espada contra el palacio de Jeroboán. (NVI)

Oremos por nuestras nacionesDios habla de muchas maneras a su pueblo; y las visiones son una de ellas. En el pasaje que leímos se relatan tres de las cinco visiones que Amós recibió.

Amós llega a escuchar la voz del Señor y logra la sensibilidad necesaria para reconocerla y discernir el mensaje de juicio que viene del Cielo. Inmediatamente surge en su corazón una compasión tan grande que hace que se interese lo suficiente como para interceder por su pueblo. Hay una gran diferencia con las actitudes que tomamos la mayoría de nosotros cuando vemos que se avecinan problemas. Existen dos grupos de personas. Por un lado están los que no se interesan, aquellos indiferentes al dolor, y por otro están aquellos que se dedican a criticar a la ciudad y a su gente; y eso tambien es un pecado. La falta de misericordia.

Amós en cambio, no era indiferente al dolor de sus hermanos. En su corazón había una gran compasión por la gente que lo rodeaba, por sus amigos, sus vecinos, por la ciudad en la cual Dios le había hecho habitar. Fue entonces allí cuando él intercede.

La Iglesia no puede dejar de lado esta responsabilidad. No basta con conocer a Dios y pasar tiempo con Él. Tenemos el deber de interceder por la ciudad en la que vivimos. Somos instrumentos para que Su voluntad sea hecha aquí en la Tierra. Exactamente eso dice en Ezequiel 22:30-31:

Intercedamos por nuestro nación

 

30 Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé.
31 Por tanto, derramé sobre ellos mi ira; con el ardor de mi ira los consumí; hice volver el camino de ellos sobre su propia cabeza, dice Jehová el Señor.

Éste es uno de los versículos más tristes de la Biblia. Dios buscó a alguien que le pidiera que no destruyera la Tierra, una sóla persona, un creyente que orara, pero no hayó ninguno. ¿Dónde estaban los sacerdotes?, ¿qué hacía el pueblo de Dios?. Probablemente se había contagiado de la indiferencia del mundo.

 

Recomendaciones prácticas

"La oración eficaz del justo puede mucho", dice Santiago. El Apóstol Pablo le dice a Timoteo que de la oración de la Iglesia dependía que la ciudad pudiera vivir en paz y reposadamente. ¿Qué es lo que Dios quiere hoy?. Que cada uno de nostoros haga algo, y que al igual que Amós nos levantemos para interceder por el Pueblo. Tome la decisión de pasar de la compasión a la acción, de ser un intercesor a partir del día de hoy.

Ore por:

  • Para tener fortaleza en la intercesión.
  • Para que las iglesias asuman su responsabilidad de interceder por su nación.
  • Para tener un gobierno con visión de la necesidad de su pueblo, que sepa tomar acciones preventivas.

| Escríbenos | Categoría: Meditación de la Semana | Meditación nº: 3 | Ir al siguiente tema »

| Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:

BAD, Biblia al Día;
BDLA, Biblia de las Américas;
DHH, Dios Habla Hoy;
NVI, Nueva Versión Internacional;
RVR60, Reina Valera 1960;
BLS
, Biblia en Lenguaje Sencillo y
PAR, Paráfrasis de diferentes versiones bíblicas.|