Y Usted, ...¿dónde está?

4ta. Semana de Enero de 2010

 

ISAÍAS 10:1-11


1 !!Ay de los que dictan leyes injustas, y prescriben tiranía,

2 para apartar del juicio a los pobres, y para quitar el derecho a los afligidos de mi pueblo; para despojar a las viudas, y robar a los huérfanos!

3 ¿Y qué haréis en el día del castigo? ¿A quién os acogeréis para que os ayude, cuando venga de lejos el asolamiento? ¿En dónde dejaréis vuestra gloria?

4 Sin mí se inclinarán entre los presos, y entre los muertos caerán. Ni con todo esto ha cesado su furor, sino que todavía su mano está extendida.    

Asiria, instrumento de Dios
 

5 Oh Asiria, vara y báculo de mi furor, en su mano he puesto mi ira.

6 Le mandaré contra una nación pérfida, y sobre el pueblo de mi ira le enviaré, para que quite despojos, y arrebate presa, y lo ponga para ser hollado como lodo de las calles.

7 Aunque él no lo pensará así, ni su corazón lo imaginará de esta manera, sino que su pensamiento será desarraigar y cortar naciones no pocas.

8 Porque él dice: Mis príncipes, ¿no son todos reyes?

9 ¿No es Calno como Carquemis, Hamat como Arfad, y Samaria como Damasco?

10 Como halló mi mano los reinos de los ídolos, siendo sus imágenes más que las de Jerusalén y de Samaria;

11 como hice a Samaria y a sus ídolos, ¿no haré también así a Jerusalén y a sus ídolos? RVR60

 

Y usted, ¿dónde está?Una vez más, este mensaje contra Israel parece un titular del periódico del día. Describa las acciones de muchos que al parecer no tenían temor de Dios: injusticia, decretos opresores, negación de los derechos de los pobres, explotación a las viudas y robo a los huérfanos. Estas son acciones que Dios reprueba, incluso hoy.

Ante todo este cuadro de muerte habrá alguien que pregunte: ¿Dónde está Dios frente a esta maldad? Y la respuesta sería: ¡Él está en su Trono gobernando con justicia! Otra persona adolorida preguntará: ¿Dónde estás tú?

Cuando el ser humano, aun creyente, vive alejado del Señor o vive a espaldas de Él es más propenso a hacer lo malo que agravia a su prójimo. Por eso, Dios nos instruye: "No participes de las obras de las tinieblas, sinó repréndelas".

Dios es soberano y poderoso que puede usar a quien Él quiera para probar o dar una lección a su pueblo. Así lo hizo al usar al rey de Asiria para disciplinar a Israel, aun cuando este rey ni sabía de ese plan de Dios. Este rey, entonces, creyó que él tenía el poder para destruir a quien quisiera, olvidando que sería a la vez reprendido. ¡Qué iluso! Hoy mismo Dios puede haber puesto a alguien en nuestra vida que no nos resulta agradable, pero es posible que sea para enseñarnos algo especial.

Samaria y Jerusalén están llenas de ídolos. ¿Por qué tenían esa inclinación a la idolatría? Nos preguntamos y hasta llegamos a criticarlos. Pero, ¿qué de nosotros?, ¿en realidad hemos permitido que Dios derribe todo ídolo de nuestro corazón? Los ídolos no son exclusivamene de piedra o barro. Simplemente es todo aquello que estorbe y aleje nuestro corazón de Dios.

 

Recomendaciones prácticas

Si Dios le preguntara hoy, ¿dóndes estás hijo?, ¿qué le respondería? Y no se trata sólo de nuestro lugar geográfico, ¿qué le interesa a Dios? Le interesa también la sensibilidad de nuestro ser hacia su persona, palabra y presencia.

Respóndale a Dios.

Deténgase y piense, ¿hay alguien (semejante al rey asirio) que le está oprimiendo? Levante su clamor al Señor y pídale su intervención. ¡Cuídese de rendirle adoración a su cónyuge, novio (a), padres, trabajo, deporte, y aún al ministerio!

 

Ore por:

  • Que usted salga de cada prueba purificado como el oro.
  • Que la iglesia del Señor esté dispuesta a renunciar a todo tipo de idolatría.
  • Que nuestra nación reciba "la verdad que hace libre": el evangelio de Jesucristo.

 

| Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:

BAD, Biblia al Día;
BDLA, Biblia de las Américas;
DHH, Dios Habla Hoy;
NVI, Nueva Versión Internacional;
RVR60, Reina Valera 1960;
BLS
, Biblia en Lenguaje Sencillo y
PAR, Paráfrasis de diferentes versiones bíblicas.|

 Rss | Escríbenos | Categoría: Meditación de la Semana | Meditación nº: 82 | Ir al siguiente tema »

Añadir a Mi Yahoo!Agregar a Google ReaderAgregar a netvibesSuscribirse a Bloglines

Si deseas recibir por correo electrónico las meditaciones semanales, solo tienes que introducir tu email en el siguiente recuadro:

Delivered by FeedBurner